Si va a empapelar una habitación aproveche para sacar partido de todas sus posibilidades decorativas: desde la greca y el coordinado hasta los papeles que imitan trampantojos o pintura decorativa. Hay una gran variedad de texturas y de colores, que se adaptan a todos los estilos y que se pueden utilizar para decorar techos, paredes y objetos, así como para realizar técnicas decorativas como el estarcido y el calco (papel vegetal). Además, los papeles pintados modernos son asequibles, fáciles de instalar, lavables y con una calidad excepcional.

 

Antes de empapelar

Lo primero que tendrá que hacer es comprobar el estado en que se encuentra la pared:
-Si tiene humedad, limpie la zona, aplique una selladora y elija papel tratado con fungicidas.
-Si hay grietas e irregularidades aplique masilla para igualar la superficie y pegue papel de forro para proteger el papel pintado, ya que es probable que más adelante reaparezcan las grietas.
-Si ya estaba empapelada, es preferible retirar el papel viejo que empapelar encima.
-Si está pintada en un color vivo, pegue un forro antes del papel o la base podría transparentarse.
-Si es de azulejos nivele la pared con una capa de yeso o masilla sobre las juntas.

 

La calidad del papel

-La gama más económica es el papel gofrado: dura unos 5 años y se debe instalar en habitaciones de poco uso ya que puede perder color y no se puede lavar.
-La gama media son los papeles dúplex: dos hojas pegadas entre sí, con más gramaje, y que duran unos 10 años sin estropearse. Si se manchan se pueden limpiar con un paño húmedo.
-Hay un papel a prueba de todo: el vinílico, una capa plástica sobre la que se pega otra más fina de papel de vinilo. Tiene 180 gramos, se puede lavar con lejía, detergente o jabón, y puede durar unos 15 años sin alterarse. En contrapartida tiene menos variedad de diseños.

 

Coordinados y grecas

Cuando haya elegido el tipo de papel, decida cómo combinarlo: sólo papel, pintura y papel, papel y madera, con grecas y cenefas... Muchas firmas ofrecen líneas completas de coordinados con un papel de base más delicado, otro más resistente para el zócalo y grecas y cenefas a juego, que facilitan la elección de los colores y materiales más adecuados para cada zona.

 

Efectos especiales

En DIMAC SL. encontrará papeles pintados muy atractivos con acabado de tela o texturizados, o simulando el efecto de la pintura decorativa: estucado, esponjado, craquelado o pintura al óleo.

Y, para personalizar al máximo, tiene toda una gama de complementos y motivos autoadhesivos, que se usan sobre todo en habitaciones infantiles. Otra idea creativa consiste en empapelar puertas, muebles, cajoneras...



Para que dure más y mejor

-Limpie las manchas con cuidado. Si el papel no es lavable, pase con suavidad una goma especial para papel pintado (de venta en droguerías). Si se puede lavar, use una esponja vegetal escurrida y unas gotas de jabón neutro. Después séquelo con un secador de pelo o un paño suave.
-Los pasillos y habitaciones infantiles se ensucian con facilidad. Para resguardar el papel, instale un zócalo alto de papel vinílico. Para disimular la junta coloque una greca o moldura.
-Guarde papel para futuras reparaciones.

 

Volver a la página principal de Papel Pintado.